Un niño que no obedece puede irritar y hacer perder el control fácilmente de sus padres. Teniendo en cuenta que muchas veces los padres o madres tienen días estresantes con sus diversas actividades y al llegar a casa tienen por delante unos duros momentos, y la tensión emocional se puede volver muy frustrante y difícil de manejar.

Hay que tener en cuenta que un niño es, en sí mismo, una persona con decisiones propias y esas decisiones suelen en algunas ocasiones confrontar las órdenes de los mayores.

Entonces….

Mi hijo no obedece ¿Qué puedo hacer?

1 comentario en “Cómo hacer que tus hijos obedezcan ¡A la primera!”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba